sábado, 7 de febrero de 2009

Vía libre para Eluana

Pésimo giro el dado en el ‘caso Eluana’. Ayer tarde, el primer ministro italiano Silvio Berlusconi materializó su amenaza y dictó una ley exprés y ad hoc según la cual se "obligará a alimentar e hidratar a las personas que no puedan valerse por sí mismas". Dicha ley atenta contra un fallo del Supremo italiano del año pasado. Las prisas se justifican por el hecho de que Eluana Englaro, 34 años y 17 en coma, ha sido desconectada de la sonda que la alimentaba y, por ende, mantenía con vida.
Al parecer, Eluana podrá morir, tal y como era el deseo de su padre, que lleva años buscando una clínica donde permitan la muerte de su hija sin mezclar valores religiosos. Y es que en Italia, sede de la Santa Sede, el ascendente de la Iglesia Católica es muy grande y su influencia en el día a día de la política transalpina también. Además, el hecho de que haya un gobierno de derechas hace que esta influencia sea mucho más intensa.
Con todo el debate gira entorno a una tema, la eutanasia, en el que la Iglesia dice más de la cuenta. La vida humana y el fin de la misma pertenece, a mi entender, a cada persona. Apoyo así el derecho a morir libremente y el derecho al suicidio si uno lo considera necesario. Me molesta (aunque no sorprende) como terceros de m oral tan dudosa se entrometen en el bien más preciado que posee cada ser humano. Eluana no tiene más futuro que ser un ser inerme que transita de cama en cama de hospitales. Al parecer ella habría manifestado durante su vida consciente que, de hallarse en coma irreversible, preferiría morir. Tampoco hay que dar mucha credibilidad a esas palabras. Sí, en cambio, a las de su padre, Beppino, paradójicamente, el gran defensor de la muerte de su propia hija y quien ha calificado la situación de su hija como inhumana. Creo que eso ya lo dice todo y esa es la decisión a tener en cuenta.


---------------------------------------
De reojo: De esta noticia me centro en los aspectos meramente morales. El hecho de que Berlusconi trate de legislar basado en casos concretos y contra decisiones judiciales del propio Supremo italiano puede ser aún más grave a largo plazo. Aunque ese es un debate que, dada su trascendencia, dejo a juristas más avezados.

3 comentarios:

Josep Tomàs dijo...

El que es mes lamentable, es que Berlusconi que es un esser inmoral i amoral, surti en defensa de situacions en las que no creu, tot per un grapat de vots. Lo ruin que es la politica!!

Albert dijo...

l'èxit polític d'en Berlusconi continua sent un dels grans enigmes de la política italiana. Després de la catarsi de "mani pulite", el país no ha generat una classe política presentable, dins i tot el centreesquerre, aparentment civilitzat, fracassa una vegada i una altra quan assoleix el poder.

Esther dijo...

A mi em va agradar molt ahir -o va ser dimecres?- l'article de Roberto Saviano a El País, em sembla que era alguna cosa com "Pidan perdón a Englaro". I jo que em preguntava el perquè dels italians de tenir a Berlusconi en el poder, i aquesta setmana ho he pogut entendre: el Gran Hermano italià -d'una de les cadenes de Berlusconi- va tenir un share molt, molt alt el vespre en què van anunciar la mort d'Eluana. Itàlia es nega en rodó a reflexionar sobre temes trascendentals com aquest i es conforma amb el pa i circ de Berlusconi. Em sembla trist tot plegat.